Lo Último

Translate

9 sept. 2016

Acerca del relato "Patos borrachos" de Jorge Muzam



PABLO MENDIETA PAZ-.

“Patos borrachos” es un preciso escrito para detenerse a explorar muy brevemente la prosa del escritor e historiador chileno Jorge Muzam. La lectura de cada frase, de cada palabra, no nos permite quedar solo tibios ante un estilo de mármol de aquello que narra. No es posible. Es más. Quizás lo mayormente vistoso y sugerente sea que, en lo formal, Jorge Muzam alumbre sus escritos –este en particular- con una singular policromía, pues así como compone, ordena, coloca con método y disposición su narrativa, así mismo trasmite una plétora de sentimientos, sensaciones e impresiones que delata una exquisita actitud lírica, una carga poética que, deliberada o no, se aproxima a un carácter rebosante de simbolismo que atrae macizamente. Este es su arte, como el de un músico, que no solo expresa ideas y formas, sino sentimientos y colores. Precisamente ahí está lo esencial en toda la obra de Jorge Muzam: o el aliento poético arrincona al propósito de narrar, o, en otros momentos, el relato lo sobrepasa. Esta sugestiva ambigüedad, muy propia de un Cortázar de cronopios y famas, o de un iluminado y vasto Rimbaud, es el manantial inagotable en la literatura de este extraordinario autor. Cercano a Bolivia, Jorge Muzam no ahorra alabanzas por las cualidades literarias de autores nacionales, en especial de Claudio Ferrufino-Coqueugniot, de quien dice ser un nombre mayor de la literatura hispana; como nombre mayor ya lo es Jorge Muzam.

______________________________

Patos borrachos 

JORGE MUZAM

“El verano se sigue destiñendo en amarillos pálidos. Indisciplinados patos salvajes vuelan río arriba. Parecen perdidos tras una gran resaca. Escudriño las piedras. Palpo sus cavidades, su tersura, su desgaste de milenios. Hay verdes que parecen esmeraldas, lapislázulis probables y dorados engañosos que habrían deslumbrado a piratas ignorantes. Invento sentidos a las aleaciones ígneas, algún lenguaje encriptado. Sólo para perder el tiempo, porque de cualquier forma no hay cómo ganarlo. El resto es cielo azul, aire tibio, murmullo de brisa entre los coigües y recuerdos detonados como bombas atómicas. Es un abrumador presente. Los patos borrachos ahora vuelan río abajo. Siguen sin encontrar su nido.”


http://cuadernosdelaira.blogspot.cl/2014/01/patos-borrachos-cuadernos-de-san-fabian.html?spref=fb

No hay comentarios :

Publicar un comentario en la entrada

Contribuye a la continuidad de este sitio cultural.