Lo Último

Translate

14 jun. 2013

El autógrafo

JORGE MUZAM -.

Fue la única vez que lo hice. Debo haber tenido unos 19 años. Ya me consideraba un escritor con cierto talento y firmaba algunos de mis escritos como Van Norden, en honor a un despachurrado personaje de Henry Miller.

Ese día se conmemoraba algo, probablemente el día del Libro. No lo recuerdo. No se por qué lo hice, pero me acerqué al escritor José Luis Rosasco que conversaba animadamente con personas comunes que se acercaban a saludarlo. Le pedí un autógrafo. Accedió intentando esconder su molestia, pero sin desprenderse de su sonrisa.

-¿Cuál es su nombre?- me dijo, cuando le extendí un cuaderno abierto.


-Van Norden- le dije.

-¿Cómo?

-Van Norden, v-a-n-n-o-r-d-e-n.

-Ya está.

Al alejarme, sentí molestia conmigo. ¿Por qué me permití ese acto tan inútil? ¿de qué me podía servir ese simple garrapateo en un hoja?

Entonces, sólo había intentado leer infructuosamente algunos de sus libros. Pasaría más de una década antes que me percatara que era sólo un escritor dulzón. El grafómano predilecto al que suelen recurrir los incultos expertos literarios del Ministerio de Educación chileno para que les adule sus almas marchitas.


Imagen: El Ministro de Cultura chileno, Luciano Cruz Coke junto al escritor José Luis Rosasco.

1 comentario :

  1. Tengo una larga lista de cosas de las cuales arrepentirme que hice en mis años de jovencita. Muchos libros que no leería ni recomendaría a mis chicos para que no pierdan en tiempo y otras actitudes para prevenir que no hagan inútilmente. Es experiencia y sirve. Saludos.-

    ResponderEliminar

Contribuye a la continuidad de este sitio cultural.